Saltar al contenido
SABIAS QUE NOTICIAS

Kenia Martínez Asesinó su Propia Hija

15 de junio de 2022
Kenia Martínez Asesinó su Propia Hija

La jueza Yenny Cecilia Muñoz del Juzgado Quinto de Instrucción de la provincia de Este,

Santo Domingo, ordenó a Kenia Martínez Lara, de 40 años, acusada de matar a su hija recién nacida, a ser juzgada en el fondo.

Recuérdese el hecho del año pasado en la colonia Alma Rosa de la ciudad,

cuando el agresor irrumpió en el domicilio de la fallecida y le prendió fuego a la vivienda, tras lo cual ella huyó a casa de su madre en Pantoja, Los Alcarizos.

El nombre de la víctima es: Esthefany García, 22 años.

De acuerdo con el requisito de tomar medidas coercitivas,

la perpetradora tuvo una discusión con su descendencia antes del hecho, lo que derivó en un incendio que la mató.

Por su parte, la magistrada argumentó que la autopsia arrojó que la joven murió por asfixia y carbonatación.

Según los expertos en delincuencia, el incendio se inició por «causa y alguien». En ese sentido, el juez confirmó que en la investigación no se identificó ningún problema causado por los cables,

a su vez, dijo que las pruebas (video) aportadas por el Ministerio Público detallan que el imputado supuestamente se encontraba tomando un descanso de 18 días. viejo estudiante de primer año en las primeras horas del día del incidente.

Asimismo, precisó que el imputado admitió haber poseído a la niña.

En este sentido, la prueba testimonial tiene por objeto determinar si el autor del delito debe ser condenado. Además,

el juez consideró que la defensora del imputado,

quien se encontraba recluido en el Centro Correccional y de Rehabilitación de Najayo la mujer,

no aportó pruebas suficientes para cambiar la prisión preventiva.

En tanto, se espera que la Coordinación de Justicia de la jurisdicción fije la fecha de inicio del juicio de fondo de los imputados en los próximos días.

El tribunal responsabilizó a los acusados ​​de violar el Código Procesal Penal,

que tipifica y castiga el homicidio, el secuestro de menores, el incendio provocado y la brutalidad.